Las nueve musas
Elena Landázuri

Elena Landázuri Gil (1888-1970) La primera libretista mexicana

Promocionamos tu libro

Es remarcable el hecho de que nuestra primera libretista fuera una mujer como Elena Landázuri, tan polifacética y poco tradicional, una luchadora por los derechos humanos, pero sobre todo femeninos, que además incursionó en varias ramas artísticas y de servicio social.

Elena Landázuri Gil nació en Tacubaya, esto significaba, en el México de fines del siglo XIX, pertenecer a la clase alta. Era hija de Dolores Gil y Pedro Landázuri, que fue un aristócrata, destacado político y quien desempeñó varios cargos públicos dentro y fuera del país.

Elena empezó estudiando música desde muy joven y, más tarde, filosofía con Antonio Caso, el filósofo mexicano, perteneciente a la corriente positivista que, además, fue rector de la universidad y una de las figuras más destacadas de la intelectualidad mexicana post revolución.

Posteriormente, la joven tuvo acceso a los estudios superiores en el extranjero, cursó la carrera de Sociología en la Universidad de Chicago entre 1918 y 1921, centrándose en el tema de la migración. ​ Durante ese periodo colaboró en Hull House, que era un centro de asistencia social para inmigrantes, en gran parte mexicanos, donde entró en contacto con Jane Addams, la famosa feminista estadounidense. ​

Dedicó parte de su vida a lo que ahora sería el activismo político y el trabajo social. Era políglota y trabajó como parte de varias organizaciones feministas internacionales y mexicanas. Sobre todo en congresos internacionales, como por ejemplo en la Primera Conferencia Panamericana organizada en Baltimore, Maryland en la que, junto con Antonieta Rivas del Mercado[1], hizo de intérprete.

Fue representante del Consejo Feminista Mexicano en el Congreso Internacional de la Mujer que se celebró en Europa, pero también ocupó otros cargos en este tipo de asociaciones, por ejemplo, colaboró como secretaria-tesorera de la Liga Panamericana para la elevación de la Mujer y secretaria del exterior del Centro Feminista Mexicano y de la Liga Pan-Americana de Mujeres. ​

Sus principales intereses, además, incluían las culturas originarias y la situación de la infancia. ​ Participó en una campaña de alfabetización organizada por José Vasconcelos, uno de los políticos más eminentes de su tiempo, sobre todo en lo referente a política cultural. Esta colaboración tuvo como consecuencia la escuela para niños indígenas, una parte de la población mexicana que había sido olvidada durante un siglo.

Decide formar parte de la campaña política vasconcelista por la presidencia de la república en 1929. Este acto de valentía sólo puede valorarse en su justa medida si se toma en cuenta que, por un lado, esta campaña incluía a algunos de los más lúcidos intelectuales y artistas del México post revolucionario, como Antonieta Rivas Mercado, Gabriela Mistral, Manuel Gómez Morin, Alberto Vásquez del Mercado y Miguel Palacios Macedo, Una campaña que por primera vez incluía a mentes brillantes, personas que había destacado por sus carreras intelectuales lejos de la política, la milicia o la violencia social. Por otro, que esto había desencadenado una violenta reacción en el bando contrario y que llevó al asesinato de algunos de los líderes propuestos por Vasconcelos, quien también sufrió varios atentados fallidos y que el mismo día de la votación, se abrió fuego contra los votantes.

Imposible considerar los resultados oficiales de la elección como verdaderos, sobre todo cuando arrojaron un noventa y tres por ciento de los votos para Pascual Ortiz Rubio y el resto para Vasconcelos y otros candidatos. Estos resultados, son de los pocos puntos de concordancia de la mayoría de los historiadores del periodo y, por supuesto, son inadmisibles como una verdadera muestra de la voluntad popular. Sobre todo porque  dejaban el claro mensaje que Calles: no se respetarían elecciones democráticas, sino sucesión presidencial previamente acordada por el jefe de Estado, lo que se convirtió en modelo político mexicano del siglo XX.

Con la desilusión a cuestas, Elena no ceja en su intento de aportar y mejorar el estado de la situación social en México. Comienza su trabajo en la Secretaría de Salubridad como jefa de enfermeras del Servicio de Higiene Infantil, creando un cuerpo especial de enfermeras a domicilio para dar seguimiento a la salud y nutrición de los niños y sus madres.

¿Cómo es que una mujer tan activa en estas ramas del humanismo incursiona en la ópera? Como parte del mundo intelectual de la época, Elena, tenía contacto constante con artistas de todas las disciplinas: música, teatro, artes escénicas, etc.

Su trabajo con el compositor Rafael J. Tello (uno de los más importantes de la época y que, como ella, ha sido relegado al olvido) tiene como resultado Due amori una ópera escrita en español por Landázuri y traducida al italiano por Eduardo Trucco. Debido a que la obra de este compositor no está accesible al público, no podemos saber mucho de ella. Lo que ha quedado registrado en los anales es que la escena sucede en Jerusalén a principios del siglo II d.C., además de que la temática versa sobre la cristiandad y su lucha por la supremacía.

Los demás datos que tenemos se refieren al estreno y no a la obra en sí. Según el investigador Jesús J. Romero en su manuscrito sobre la ópera en México, se estrena con la Compañía mexicana de ópera italiana de Consuelo Escobar en el teatro Ideal el 30 de diciembre de 1915 y el elenco fue el siguiente:

Elena (favorita de Plauzio) Clara Elena Sánchez, soprano.

Pláuzio (procónsul de Judea) Adalberto López Gontia

Daniel (Jefe cristiano) Fernando González Peña

Un pastorcillo Consuelo Escobar (quien cantó desde bastidores)

Coro de guardias legionarios, cristianos y pueblo

Director musical: Eduardo Gabrielli

Según el diccionario Enciclopédico de la Música Mexicana del Dr. Gabriel Pareyón, este estreno tuvo lugar en el Teatro Nacional de la ciudad de México el 27 de febrero de 1916 y no hace referencia a los intérpretes. No se ha podido comprobar documentalmente ninguna de las dos funciones mencionadas, pero según ambos registros, lo que sí se puede confirmar es que fue nuestra primera libretista.

Una de las cosas a remarcar, es que cualquiera de los dos estrenos habría tenido lugar en plena guerra revolucionaria, lo que nos demuestra una increíble lucha por mantener la experiencia artística en la población, a pesar de la violencia que se vivía.

¿Qué se puede esperar de un libreto sobre la cristiandad escrito por una feminista y culta mujer emancipada? Primero, encontrarlo.

[1] Actriz, mecenas, escritora, promotora cultural, defensora de los derechos de la mujer y activista política mexicana. Pareja de José Vasconcelos y parte del movimiento Teatro de Ulises junto a Salvador Novo.

Última actualización de los productos de Amazon el 2023-02-08 / Los precios y la disponibilidad pueden ser distintos a los publicados.

Enid Negrete - Ópera

Enid Negrete

Enid Negrete se ha formado profesionalmente tanto en el medio musical como en el ámbito teatral. Es Doctora en Artes Escénicas por la Universidad Autónoma de Barcelona. Reside en esta ciudad desde hace quince años, donde ha trabajado como productora y directora de escena de teatro y ópera, así como especialista en archivos operísticos, crítico, profesora y articulista.

Como investigadora fue la primera en estudiar los archivos históricos de los dos teatros más importantes de ópera de España: El teatro Real de Madrid (actualmente consultable en el Institut del Teatre) y el Archivo histórico de la Sociedad del Gran Teatro del Liceo de Barcelona (en proceso de digitalización por la UAB). De 2013 a 2016 fue investigadora invitada del Centro Nacional de Investigación, Documentación e Información “Carlos Chávez” del Instituto Nacional de Bellas Artes de México, donde realizó el diseño de la primera línea de investigación de la ópera en México.

Desde el año 2006 ha colaborado en diferentes publicaciones especializadas en ópera, música clásica y artes escénicas, tales como Ópera Actual, Opus Musica, La onda, Revista ADE de la Asociación de Directores de Escena de España, Heterofonía y Recomana.cat.

Actualmente es la presidenta de la Fundación Arte contra Violencia dedicada a apoyar a los artistas de escasos recursos, dar formación profesional y difundir el arte mexicano en Cataluña.

Reseñas literarias

Añadir comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  • Los tres hilos de Ariadna

  • El consejero de Roma
  • palabras
  • Las vírgenes confinadas
  • Tejiendo sueños y realidades
  • Dadme a vuestros rendidos
  • Las bestias nazis
  • A la sombra del palo en Cuba
  • Elixir de Pasados
  • Amarte más allá de la muerte

Los + vendidos en Amazon

Última actualización de los productos de Amazon el 2022-12-21 / Los precios y la disponibilidad pueden ser distintos a los publicados.

Promocionamos tu libro
Raiola Networks
Apadrina a un redactor