Las nueve musas

Esther González de Ceniceros. El sentido del símbolo bizantino

Esther González nació en Tampico, México; sus primeros estudios fueron en el área de la educación, recibida  de maestra normal ejerce enseñando a los niños a dibujar y pintar para desarrollar en ellos la percepción infantil y la apreciación por el arte, actividad que llevaba a cabo los sábados y domingos.

Paralelamente estudiaba en la escuela de Artes Plásticas de la Universidad Autónoma de Nuevo León.  

Esther González y Guillermo Cenicero
Esther González y Guillermo Ceniceros en su casa de la Ciudad de México

Para la artista la pintura es un trabajo, trabajo que requiere investigación y dedicación constante. Todos los días trabaja en varias telas a la vez, a vece sobre un mismo motivo u otro diferente, pues quiere alcanzar todas las ramas de la pintura.

 En su primera época se dedicó al grabado haciendo abstracciones, su principal figura fue el pescado, el esqueleto del pescado es utilizado como modelo de diseño dando importancia a elementos geométricos pues piensa que  este pez,  que le gusta, no solo para cocinar y comer sino  para dibujarlo y grabarlo, tiene una geometría perfecta.

Esther González1985 fue un quiebre en su carrera como grabadora, pues el terremoto ocurrido en la ciudad de México  le destruyó la casa y con ella toda las  máquinas de grabado, por esta razón volvió a lo básico el lápiz y el papel. Es en este momento cuando comienza a pintar  e investigar en  temática figurativa  aparece  el tema bizantino  como la “reestructuración” de un símbolo. Imágenes con este tema aparece en todas las paredes de su casa de la ciudad de México.

Naturaleza y madonnaEl arte bizantino revela con profundidad la emoción religiosa  del alma, su  serenidad y paz es acentuada con  colores luminosos, pues el icono representa divinidad. Estos iconos son realizados sobre un soporte de madera  recubierto con láminas  de oro o plata, cuyo  fondo dorado  junto a la suspensión de sus pies en el espacio, el hieratismo y la frontalidad de las figuras acentúa la inmortalidad, solemnidad y divinidad de las figuras representadas. 

Esther González¿Qué ha tomado Esther del  arte bizantino? En primer lugar la idea de símbolo, pues piensa que en la actualidad los medios masivos y la digitalización han escondido el significado de lo auténtico que se halla oculto. Con su pintura intenta revalorizar símbolos, por eso se volvió hacia el arte bizantino que ha perdurado en el tiempo por su significado simbólico. La forma estereotipada y estilizada de las figuras es otro de los factores que ha tomado para reestructurarlo en espacio nuevos,  con un soporte diferente y especial como  es el papel amate, especifico mexicano, vegetal, prehispánico de elaboración artesanal y que ella misma hace preparar a un artesano para sus cuadros.

 Estudio de Virgen con NiñoReestructura las imágenes simbólicas de Cristo o la Virgen con el niño  como en Estudio de la virgen con niño,  en este cuadro la imagen  está realzada por el dibujo sobre el papel amate, la figura de líneas finas y continuas rodean el contorno de la imagen, el papel actúa  como protagonista relevante, porque el tono sepia claro del papel no es uniforme  por su elaboración, esta irregularidad  proporciona  luces y sombras naturales a la obra.

También ha pintado Cristo Pantocrator  y Vírgenes en Majestad, sentados en el trono, siguiendo el estilo  tradicional bizantino. En Estudio de Virgen con Niño (oleo s/tela.2004) la virgen sentada en el trono sostiene sobre su falda al niño con dedos alargados y estilizados, a quien observa, el fondo es gris y arriba del trono hay dos ángeles que contemplan la escena. La figura es frontal y ha dado importancia a los colores  de la vestimenta de la virgen y el niño efectuada en planos geométricos.

En Estudio de Virgen con Niño en  grises (acril./tel2005)  cobran valor  la cabeza y las manos de dedos geometrizados pintados con un color más oscuro. La virgen abraza el cuerpo del niño, cuya cara se apoya sobre la de su madre. Las figuras están pintadas en gris, rodeados  y envueltos en un anillo gris con un fondo negro, se nota la recreación libre de la escena que ha hecho la pintora , ya que no sigue tan exactamente las pautas del arte bizantino, las facciones de la virgen son más regulares, menos estilizadas, incluso los colores que ha empleado, gris y negro, tampoco rigen las costumbre del arte bizantino .En cambio en Estudio de virgen con Niño (en rosa) (acril/tela.2000) ha usado tonos complementarios para la elaboración de las figuras, también aquí el rostro del niño se apoya en el de la Virgen, pero está  apenas esbozado, el color es el protagonista, figura y fondo se presentan  armonizados  dando preeminencia al fondo y las figuras aparecen envuelta en colores rosas y naranjas  y las línea de contorno no están delineadas.

Dolorosa BizantinaEsther ha  privilegiado en sus pinturas el color, empleado tanto en las figuras como en los fondos del cuadro, en cambio en los bizantinos el  fondo es neutro pues les interesa resaltar el rostro, sinónimo de divinidad. Esther, además del rostro le interesa colorear el fondo del cuadro y remarcar los rasgos sobresalientes de la cara con  color como las mejillas, los ojos y la nariz  que siguen los parámetros del arte bizantino respetando el hieratismo y la frontalidad. Ha realizado la misma temática en litografías.

Esta artista expuso su obra de reestructuración del espacio bizantino  en la catedral y  la galería adjunta de arte nacional de Bulgaria  San Alexandro Nevsky donde permaneció durante tres meses. Allí también obtuvo la Orden de San Miguel Arcángel de la Iglesia Ortodoxa, fue la  primera mujer en ser miembro honorario del Centro de investigación y Arte de la Cultura ortodoxa de Shumen, Bulgaria  

Esther González ha recibido diferente premios de grabado en 1971, de dibujo en 1985, pintura en 1988 y la medalla al mérito del estado  Tamaulipas Luis García de Arellano.

Alicia Estela Beltramini Zubiri

Esther González
Nuestra colaboradora Alicia Estela Beltramini Zubiri (izquierda) con los Ceniceros en su casa de ciudad de México

.         

La revista agradece sus comentarios. Muchas gracias
Alicia Estela Beltramini Zubiri

Alicia Estela Beltramini Zubiri

Profesora y Licenciada en Historia en Historia (Universidad Nacional de Córdoba)

Licenciada en Historia (Universidad Nacional Autónoma de México); Becaria O.E.A. en España, investigación Historia de América.

Profesora Disertante de los Cursos ¨Panorama de la plástica argentina contemporánea¨ en Bolivia Honduras; Costa Rica; Panamá; Ecuador, República Dominicana; México y Paraguay.

Jurado en el l Salón Provincial de Arte Cerámico. Jurado de Selección en APAC para la Feria de Arte Córdoba 2000.En concursos de fotografía por el Fotoclub-Córdoba.

Curadora de la exposición de murales cerámicos de Eduardo Bravetti y Marta Zabala. Octubre 2011.

Publicaciones:
¨La cerámica primitiva de Córdoba¨.
¨Antonio Seguí”.
¨Las pinturas de Genaro Pérez”.
”Octavio Pinto”. Bienal Americana de Arte de Córdoba (1962-1964-1966).Un intento por valorizar la identidad americana”.
“Marcelo Bonevardi. El enigma de sus pinturas construcciones”

Cuaderno de bitácora de una cuarentena




  • cuando-el-viento-es-amigo




Promocionamos tu libro

las nueve musas eddiciones
  • palabras

RSS Directorio Cultural Hispano

  • La ventana
    Un señor se despierta, va hacia la ventana, mira hacia abajo y ve que no es su calle. Excepto ese detalle, la calle no tiene nada de especial. No hay naves extraterrestres, la gente no habla otro idioma, los perros no tienen tres cabezas. Pero no es su calle. Si se tratara de un cuento, […]
    Pep Bras
  • Vandalizando Japón
    No puedo decir que haya viajado mucho por mérito propio, pero me interesé en cierto momento por conocer el mundo. Tampoco fueron viajes tan culturales o artísticos, sino más bien recretivos. En el caso de Japón fue en el año 2002 del mundial de soccer que tuve ocasión de visitar la Isla. Mi tono irreverente […]
    Rómulo Pardo Urías
  • RENACER
    Oigo el silbato nuevamente, el tren ruidoso motiva mis horas, corre sin atajos... Siento temor de su rápido andar porque mis días tomaron el sendero de la lentitud, los cristales de las ventanillas crujen asustadas mientras el silencio deambula en mi mente cansada. Recuerdo las pisadas atadas al cordel azul, envuelven mi cuerpo olvidado de […]
    Mariela Lugo
  • Yo leía a Corin Tellado e imaginaba un amor precioso
    Entrevista realizada por Rolando RevagliattiMarta Cwielong nació el 28 de enero de 1952 en Longchamps, provincia de Buenos Aires, la Argentina, y reside en Temperley, ciudad de la misma provincia. Fue incluida, entre otras, en las antologías “Poetas argentinos de hoy”, compilada por Julio Bepré y Adalberto Polti, en 1991, “Poetas argentinas 1940-1960”, compilada por […]
    Rolando Revagliatti
  • TURBIÒN
    El silencio se llevómi espíritu al molino allí estaba el pasado sentadoen el peñasco solitario. Vaticinaba lo desconocido, las margaritas estaban deshojadas, dormían yertas de conteo en el empedradoacuoso de huellas, Las ráfagas de historias vividas sucumbían ante el remolinode la vida sin momentos. Sentí el dolor  de los pétalos blancos, escuchè sus gritos de […]
    Mariela Lugo