Las nueve musas
David de Juan Marcos

Escribir por otro, escribir dos veces

Un texto honrado donde los haya, este de David de Juan Marcos. Escribir la biografía de otra persona es una práctica que ya tiene larga tradición, sobre todo porque cuando se escribe es porque se considera que la singladura transporta un aura que la hace valiosa para la posteridad.

Y, siendo como es este el caso, no cabe duda de que quien asume ser cronista de esta historia, calificada de novela de no ficción —un oxímoron con sentido—, es lo suficientemente consciente de la dificultad que entraña el ejercicio como para comentar, cuando le parece necesario, los escollos que supone enfrentarse a la aventura de poner en palabras lo que ha vivido otro. Precisamente las reflexiones que hace David de Juan Marcos cada vez que le surge una duda entorno al proyecto que ha asumido enriquecen su texto, le dan un valor añadido más allá de lo que él cuenta que le cuentan el personaje o personajes —la persona de Momo y su padre—, ya valioso de por sí.

Rebajas

Lamentablemente se nos endurece la piel a base de ver fotografías impactantes, o de leer u oír crónicas zahirientes; la historia de la humanidad esta preñada de ellas desde el principio de los tiempos, y el acontecer diario en las noticias nos anestesia, nos inmuniza y parece que ya nada pueda espantarnos. Y sin embargo es un deber para el escritor y el lector seguir intentándolo, porque no podemos conformarnos con lo que no puede ser de conformidad ni calificar de normal lo que no puede ni debe serlo.

Por ello es por lo que David de Juan Marcos (*Salamanca, 1980) emprende el proyecto de escribir la biografía de Momo, sirio de nacimiento, de origen palestino y de nacionalidad sueca. Su amistad con su protagonista comienza en Munich, ambos convidados a una boda, donde entablan conversación, que deriva en las penalidades sufridas por los abuelos y la familia de Momo, a partir de1948. La Nakba («Catástrofe») empezó entonces para los palestinos; este es el «nombre que se le dio al éxodo de la población árabe, tanto cristiana como musulmana, tras la formación del Estado de Israel solo seis horas antes de concluir el Mandato Británico de Palestina». Estas referencias familiares despertaron en el escritor el interés por saber más y la voluntad de dejar constancia de cuanto su amigo quisiera o pudiera contarle: un «doble exilio, en la doble e irreversible huida que de repente une a abuelo y nieto en la desposesión. Ahí podría estar la historia: Un viaje de Palestina a Siria, de Siria a Suecia, dos guerras, tres países y cuatro generaciones».

Y el libro es mucho más que la crónica que David de Juan Marcos nos deja de lo que consigue que Momo le vaya contando a él de sus vivencias. Porque da cuenta de todo el proceso de escritura, de los viajes que hace a Suecia y de sus conversaciones con el padre de Momo y con su amigo, de las dificultades que supone escribir lo que no se ha vivido, de los laberintos que recorre lo que llamamos recuerdo, de las traiciones de la memoria, de los prejuicios, de lo complicado de evitarlos y de las barreras que estos levantan entre las culturas y los individuos… Sabremos también de las lecturas con las que el autor del texto acompaña su escritura y de las reflexiones a que estas le incitan, sabremos ampliamente —y parece que solo sea de paso— sobre las primaveras árabes, de cómo se vivieron en Siria, a diferencia de cómo lo hicieron sus países fronterizos. Y sabremos de otros terribles exilios, de muertes por añoranza, de experiencias de tanta otra gente a la espera de respuesta de su solicitud de asilo en otros países europeos, sobre todo en Suecia. Y, sobre todo, sabremos que el silencio, la no-palabra, puede llegar a decir y a impactar mucho más que la palabra. El libro hace hincapié sobre lo terrible que puede ser el silencio.

Mención especial merecen los finales de los capítulos, que el autor sabe cerrar con contundencia explícita; son rotundos, en línea y media crean un ambiente o un sentimiento nítido, o ambas cosas.

Y como decía al principio es también un texto de extrema honestidad en tanto que el cronista deja entrever a cada paso que lo que Momo o el padre de Momo u otras personas le cuentan pasa por su inevitable filtro y que el lector debe ser consciente de ello. Técnicamente este filtro se hace visible en el hecho de que la narración se manifiesta en primera persona (cuando el escritor reflexiona sobre el proceso de escritura), en tercera persona (cuando el escritor relata la historia de Momo) o en segunda persona, una forma excepcional que pretende dejar constancia de que lo que él escribe se lo ha contado otro.

David de Juan Marcos es autor de otras novelas, como El baile de las lagartijas, su opera prima, por la que obtuvo una beca de la Fundación Antonio Gala para Jóvenes Creadores y que recibió el galardón XXVII Premio Internacional de Novela Ciudad de Valencia Vicente Blasco Ibáñez, La mejor de las vidas (2016) y El ladrón de vírgenes (2017).

David de Juan Marcos
Desde que me quedé sin dioses
Lince Ediciones-Malpasoycia, 2022, 317 pp.

Última actualización de los productos de Amazon el 2022-10-05 / Los precios y la disponibilidad pueden ser distintos a los publicados.

Anna Rossell

Anna Rossell

Anna Rossell (Barcelona –España, 1951)

De 1978 a 2009 profesora titular de la Universidad Autónoma de Barcelona en la especialidad de Lengua y Literatura Alemanas (Filología Inglesa y Germanística) y crítica e investigadora literaria en Barcelona, Bonn y Berlín.

Actualmente se dedica a la escritura creativa, la crítica literaria y la gestión cultural. Como gestora cultural organiza los recitales poéticos anuales estivales Poesía en la Playa, en El Masnou (Barcelona) y ha sido miembro de la comisión organizadora de los encuentros literarios bianuales entre continentes TRANSLIT. Actualmente organiza los Recitals de Poesia i Música VinsIdivina.

Colabora regularmente en numerosas publicaciones periódicas literarias nacionales e internacionales: Quimera, Ágora de arte gramático, Crítica de Libros, Revista Digital La Náusea, Realidades y ficciones, Las nueves musas, Nueva Grecia, Terral, Núvol y en revistas especializadas de filología alemana.

Entre sus obras no académicas ha publicado los libros Mi viaje a Togo (2006), El meu viatge a Togo (2014), Viaje al país de la tierra roja, Togo y Benín (2014), Viatge al país de la terra roja, Togo i Benín (2014), los poemarios La ferida en la paraula, (2010), Quadern malià / Cuaderno de Malí (2011), Àlbum d’absències (2013), Àlbum de ausencias (2014), Auschwitz-Birkenau. La prada dels bedolls/La pradera de los abedules (2015) y las novelas, Mondomwouwé (2011) y Aquellos años grises (España 1950-1975) (2012), Aquells anys grisos (Espanya 1950-1975) (2014).

Es coautora del libro de microrrelatos Microscopios eróticos (2006).

Cuenta en su haber con algunas traducciones literarias del alemán al español, entre ellas El Elegido, de Thomas Mann.

Directorio Cultural Hispano

Añadir comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

La ciencia no es asunto de Dioses
Apadrina a un redactor