Las nueve musas
Viruela

Breve historia de la viruela: migración, contagio y vacuna

La viruela (variola) es una enfermedad infecciosa aguda de origen viral (género Orthopoxvirus) que ha causado epidemias devastadoras.

La familia Poxviridae tiene dos subfamilias: Chordopoxvirinae, que infecta a animales vertebrados, y Entomopoxivirinae, que infecta a insectos. Existen cuatro miembros de la subfamilia Chordopoxvirinae capaces de infectar a humanos: a) virus Variola, b) virus Vaccinia, c) virus de la viruela bovina (cowpox), y d) virus de la viruela de los monos (monkeypox).

El virus Vaccinia y el de la viruela bovina ocasionan infecciones localizadas en la piel. El virus Variola y el virus de la viruela de monos causan enfermedades sistémicas. La infección con el virus Variola ocurre únicamente en humanos, los otros tres pueden infectar tanto a humanos como a otros animales vertebrados.

Históricamente, la viruela se reconoció temprano en las poblaciones humanas. Los primeros casos de viruela documentados, son los rastros de la erupción de pústulas en el cuerpo momificado del faraón Ramsés V de Egipto, que murió en 1157 a.C.

El comercio nómada llevó la enfermedad de Egipto a India durante el primer milenio a.C. Donde migró a China en el siglo I d.C. para posteriormente llegar a Japón en el siglo VI.

Durante la época de las cruzadas, la viruela se extendiera por Europa en los siglos XI y XII. La viruela se extendió hacia varios países del Medio Oriente y África. La viruela paso de Europa a América mediante la invasión de los españoles.

Los españoles deben gran parte de su éxito en la conquista en el siglo XVI de los aztecas en México y los Incas en Perú a la viruela.

viruela

 

En junio de 1520, Cuitláhuac se puso al frente de la resistencia contra los invasores europeos, a los que derrotó en la llamada Noche Triste, causándoles numerosas bajas y expulsándolos de Tenochtitlán, la actual Ciudad de México. Cuitláhuac sucumbió a la epidemia de viruela que se desató entre los mexicas tras la llegada de los españoles. A diferencia de los conquistadores, los indígenas no tenían inmunidad a la enfermedad, nunca antes la habían encontrado y un gran número de ellos perecieron. Durante el siglo XX, la viruela fue responsable de 300 a 500 millones de muertes, y en el último milenio se estima que fue responsable del 10% de las muertes en todo el mundo.

Esto condujo a intentos de prevención (variación, cuarentena y aislamiento de sujetos infectados) hasta que el médico Edward Jenner, padre de la inmunología, descubrió los primeros pasos de la vacunación en el siglo XVIII.

Tras campañas de vacunación a lo largo de los siglos XIX y XX, la OMS declaró la erradicación de la viruela en 1980.

Virus Variola

La transmisión del virus Variola ocurre a través de gotas generadas en las mucosas oral, nasal y faríngea de pacientes infectados, y que, subsecuentemente, son inhaladas por personas susceptibles.

 Variolización

Antes de la existencia de la vacuna contra la viruela se llevaron a cabo algunos procedimientos que ayudaban a prevenir la enfermedad. En China crearon un tratamiento conocido como variolización en el que exponían a personas sanas a las secreciones causadas por las pústulas de la viruela. Aunque este procedimiento ayudó a algunas personas, si las secreciones eran de pústulas nuevas la enfermedad se propagaba en lugar de curar.

En algunos lugares les ponían a las personas sanas ropa de enfermos, impregnada con pus. En otros lugares hacían que las personas sanas inhalaran pedazos de las costras de las pústulas de los enfermos. En lugares como Turquía, hacían una incisión en la piel de la persona que quería prevenir la enfermedad y le echaban directamente la materia que emanaba de las llagas de los enfermos.

 Pseudoviruela bovina

La pseudoviruela bovina es una enfermedad viral cutánea que ocasiona lesiones leves como pequeñas llagas enrojecidas y elevadas en los pezones y ubres de las vacas. Si no es tratado a tiempo se presentan vesículas, costras y nódulos. El virus puede afectar también al humano y se conoce comúnmente como nódulo del ordeñador.

La pseudoviruela bovina es propagada entre las vacas por el humano durante el ordeñe o por el equipo de ordeñe. Sarah Nelmes, a quien su vaca Blossom había contagiado de viruela bovina (Variola vaccina), que provocaba erupciones semejantes a las que produce la viruela humana inspiro a Edward Jenner a desarrollar la vacuna contra la viruela.

Edward Jenner

Fue un naturalista inglés, que nació, vivió y murió en una zona rural, la vicaría de Berkeley, en Gloucestershire, entre 1749 y 1823. Es considerado el padre de la inmunología.

Jenner, realizó descubrimientos no sólo en medicina sino también en zoología, destando sus estudios sobre la hibernación del erizo y otras investigaciones sobre la vida en la naturaleza. Tanto es así, que Jenner ingresó en la prestigiosa Royal Society.

Sarah Nelmes, a quien su vaca Blossom había contagiado de viruela bovina (Variola vaccina), que provocaba erupciones semejantes a las que produce la viruela humana inspiro a Edward Jenner a desarrollar la vacuna contra la viruela al inocular a una persona sana con la viruela de las vacas para conferirle inmunidad frente a la viruela.

variola
Notas de  Edward Jenner publicadas en 1800.

 Viruela símica o viruela del mono

Se trata de una infección zoonótica vírica, que puede transmitirse y propagarse de animales a seres humanos.

Las personas con mayor riesgo de sufrir un cuadro grave de la enfermedad o complicaciones son las personas embarazadas, los niños y las personas inmunodeprimidas.

Los síntomas incluyen fiebre, dolor de cabeza, musculares, de espalda, falta de energía y ganglios linfáticos inflamados.   En la piel se observa una erupción que puede durar de dos a tres semanas. La erupción se puede ubicar en la cara, las palmas de las manos, las plantas de los pies, los ojos, la boca, el cuello, la ingle y las regiones genitales o anales del cuerpo. Al principio, las lesiones son planas, luego se llenan de líquido y, a continuación, se forman costras, se secan y se desprenden para finalmente formarse una capa nueva de piel.

La viruela del mono en general no causa mayores afectaciones, pero en pocos casos puede cobrar la vida de las personas. Para evitar esta enfermedad se debe limpiar y desinfectar periódicamente los entornos que podrían estar contaminados con el virus de una persona infecciosa.

Actualmente, hay un brote de viruela símica en varios países donde no era habitual encontrar el virus, en Europa, Américas, África, el Pacífico Occidental y los países del Mediterráneo Oriental. Se han notificado más casos de lo normal en 2022 en partes de África que han notificado casos anteriormente, como Nigeria, la República Democrática del Congo y la República Centroafricana.

La OMS está trabajando con todos los países afectados para mejorar la vigilancia y proporcionar orientación sobre cómo detener la propagación y cómo atender a los pacientes. En este momento, aún no se sabe si tener COVID-19 o una afección posterior nos hace más vulnerable a la viruela símica.

Imagen de cabecera: la mano de Sarah Nelmes infectada con la viruela

Bibliografía

  • The Center Fox Food Security & Public Health, 2006.
  • Carlos Franco-Paredes, MC, MPH, Carlos del Río, MD, Margarita Nava-Frías, MC, Sigfrido Rangel-Frausto, MC, MSc, Ildefonso Téllez, MC, José Ignacio Santos-Preciado, MD. Enfrentando el bioterrorismo: aspectos epidemiológicos, clínicos y preventivos de la viruela. Salud pública de México. 2003; 45 (4).
  • Isabel Delany, Rino Rappuoli, Ennio De Gregorio. Vaccines for the 21st century. EMBO Mol Med. 2014; 6(6):708-20. doi: 10.1002/emmm.201403876.
  • Edward Jenner. Dr. Jenner, on the Vaccine Inoculation. Med Phys J. 1800 Jun;3(16):502-503.
  • Walter Ledermann D. ¿Se acuerda de Jenner? Rev Chil Infect Edición aniversario 2003; 21-23
  • Organización Mundial de la Salud (OMS) 20-08-2022

María del Carmen Lagunas Cruz - Biología y Química

María del Carmen Lagunas Cruz

María del Carmen Lagunas Cruz (UNAM- México)

Estancia posdoctoral

Doctora en Ciencias

Maestra en Ciencias Biológicas

Bióloga

Jefa de secciones química y biología en la revista digital las nueve musas

Directora editorial de salud LGBTIQ+

Informes de lectura

Añadir comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

La ciencia no es asunto de Dioses
Apadrina a un redactor