Las nueve musas
Promocionamos tu libro

Autor - José Fernando Suárez Isaza

Burro

Sin palabras

El par de zapatos le fueron arrojados cual misi­les, como simbóli­cas y enardecidas palabras, aún sin acabar la alocución. El auditorio quedó pasmado; los periodistas, expectantes; las cáma­ras, ansiosas de capturar el...

Burro

Boca cerrada

Con el divorcio llegó la bebida: todos los días salía del consultorio a las cinco. «Adiós, Margarita», decía. Ella lo veía partir, en silencio, la puerta entornada. Caminaba en automático por La Playa, doblaba a la...

Burro

Polifonía bajo un sol sostenido

Preludio: Dueto amoroso —¿Llegarás a tiempo, cariño? —Sí, corazón. —Recuerda: a las siete. Tal vez deberías… —Allá estaré. ¿Alguna vez te he fallado?   Andante tortuoso: La Avenida 80 ¡Fa fa…! ¡Piiiii…! La ciudad...

Burro

Cielito lindo

Te pegas incrédula y detallas el panorama agreste, los surcos, la piel tostada, el envejecimiento prematuro que grita el espejo; ves tu mirada hecha una nebulosa negra, como tus ojitos, cielito, llena de incertidumbre...

Burro

Códigos y barras

Año 2035. Aprovechando la moda irrefrenable de los tatuajes, y la asombrosa tecnología, el gobierno implementa un nuevo mecanismo de identificación ciudadana: a los niños recién nacidos (y a los adultos...

Burro

Esto me hizo volar

Un insecto extraño, de alargado abdomen y alas enormes, casi invisibles, misteriosamente ágiles en su ince­sante agitar, apareció de pronto. Yo in­ventaba pinceladas, maquinaba pensamientos re­costado en un frondoso...

Las cifras

Las cifras

Caminan por el mundo en boca de sus progeni­tores, henchidas o entecas. Las he visto salir oron­das de los bancos, maquilladas de las corporacio­nes públicas, de la empresa privada, con el traje que mejor les queda...

Alicia a través del espejo

Alicia a través del espejo

A Alicia Pérez In Memoriam Los créditos comenzaron a deslizarse lenta­mente como ascendiendo al cielo. Entonces me acordé de Alicia. Alicia pintaba, bebía café oscuro y fumaba… mucho. Tenía por mascota un hámster que...

Matoneo

Matoneo

Gorda, le decían sus hermanas muertas de la risa en la casa en Villa Hermosa. Gorda, los maestros en las aulas; en el patio, las colegialas perversas. Gorda, intuía en las miradas de los santos en la Sagrada Eucaristía...

Piedras

Las piedras

Desde niño se vio obligado a comer piedras. Aprendió a tomarlas muy calientes, adobadas con gritos, golpes y quemazones o en interminables ausencias bien congeladas en llanto. Su lenguaje fue mudando de la inocencia de...

Fiesta brava

«Fiesta» brava

Fue impactante. Al entrar al ruedo sentí el em­bate, la incomprensible exaltación que estalló de pronto en los tendidos y gradas de la plaza. Entré a empellones, tironeado por los des­manes en los corrales. Me vi...

Caperucita

Caperucita XXI

Dejó la canasta al pie del semáforo y tomó las manzanas. En el centro de la calle, frente a las hileras de vehículos, comenzó su espectáculo. —¡Qué malabares! —se admiraba uno. —¡Qué atrevida esa faldita roja...

Aguacate

Tiene su pepa el aguacate

Nos detuvimos a almorzar en un restaurante del pueblo: los comensales miraban la televisión. Ha­blaban del aguacate Hass, el “oro verde” cultivado en la tie­rra en que andábamos. No faltó en la ensa­lada, claro. «Por su...

Raiola Networks